viernes, 25 de marzo de 2016

Tzatziki

Se podría decir que yo me dedico a hacer vacaciones gastronómicas. No puedo entender a la gente que va de viaje a cualquier país del mundo y se dedica a comer en el McDonalds. Eso lo hay en mi ciudad, ya lo he probado ¿que interés tiene?
Sinceramente creo que la comida de un país dice mucho de su cultura y que es una buena forma de conocerlo. Y sin remilgos. A ver, yo no comería insectos ni según que carnes, pero comidas más o menos normales aunque tengan ingredientes que no me gusten ¿por qué no probarlas? por ejemplo: no me gustaban el apio ni los dátiles hasta que fuí a Marruecos, no me gustaban la miel ni el pepino hasta Grecia, ODIABA (sí, esa es la palabra) el bacalao hasta Portugal, la morcilla hasta León (la Bicha)... así que a seguir viajando (una vez al año que no hay ni tiempo ni dinero para más) y aumentando las opciones culinarias.
Bueno, todo esto viene por el Tzatziki. Si no te gusta el pepino, es difícil que te guste esta salsa-entrante de pepino y yogurt, pero está buenísimo. Con un poco de pan de pita, solo, de guarnición con salmón y hasta en las hamburguesas caseras está delicioso.
Os dejo la receta, sencillísima y aguanta unos días en la nevera perfectamente. Si queréis rebajar las calorías usar yogurt griego ligero o 0% pero no lo hagáis con yogurt desnatado normal sería estropearlo.

TZATZIKI

Ingredientes:
  • Un pepino pequeño
  • Medio diente de ajo pequeño (se puede añadir más o menos al gusto)
  • Yogurt griego (mejor comprar un envase de kilo e ir añadiendo, el resto comerlo con miel de postre, mmm)
  • Sal
  • Aceite
  • Menta o hierbabuena
Se ralla el pepino grueso sobre un colador y se deja 30-60 minutos hasta que pierda parte del agua.


Se prensa el ajo (si no tenéis rallarlo pero esta vez fino) se añade el pepino y el yogurt hasta que quede una salsa densa. Se echa la menta picadita y se mete a la nevera una hora.


Se sirve con un hilo de aceite por encima y pan de pita caliente si lo queréis de entrante, sino usarlo para lo que queráis.

¡Delicioso!

domingo, 5 de mayo de 2013

Ensaladas y "Milanesa" de Pollo

Tras mucho tiempo sin publicar nada voy a hacer una pequeña mocificación en la entrada del blog, en vez de poner una sola receta voy a escribir una idea de cena. ¿Por qué? Porque ¿cuantas veces estamos en casa pensando "que voy a hacer hoy para cenar", "no me apetece hacer lo de siempre", "tengo hambre y no tengo tiempo"...?

Uno de los ingredientes, la bresaola, os resultará extraño. Son finas lonchas de carne de ternera curada durante dos o tres meses. Tiene un sabor más suave que la cecina, pero si no la encontrais podeis sustituirla por esta o por jamón serrano. No será lo mismo pero servirá.

La primera ensalada la ví en un programa de "Canal Cocina". La segunda está basada en un bocadillo que tome durante estas vacaciones y que fue una muy grata sorpresa. Y para finalizar, el pollo lo he vuelto a sacar del libro de Donna Hay. Pues ahí va:

1º CARPACCIO DE CALABACÍN

Ingredientes:
  • Un calabacín
  • Queso parmesano
  • Pimienta negra
  • Aceite de oliva virgen extra
Cortamos el calabacín en tiras finas con un pelador de verduras.
Las colocamos en el plato enrollandolas sobre sí mismas.

Añadimos la pimienta y echamos un chorro de aceite de oliva.
Rallamos el queso sobre el calabacín y a la mesa.

2º BRESAOLA CON PARMESANO Y RÚCULA

Ingredientes:
  • Bresaola
  • Queso parmesano
  • Limón
  • Pimienta negra
  • Rúcula
  • Aceite de oliva virgen extra
Colocamos la bresaola en una fuente de servir, añadimos la rúcula.
Aliñamos con la pimienta, el aceite y el limón.
Rallar el queso.

3º MILANESA DE POLLO

Ingredientes:
  • Filetes de pollo
  • Pan (si puede ser del día anterior, sino del día o de molde servirá)
  • Mantequilla
  • Pimienta negra
  • Sal
  • Tomillo (a ser posible fresco y si puede ser tomillo limonero mejor)
  • Ralladura de limón
Poner en el vaso de la picadora unos trozos de pan, picarlo un poco y añadir un trozo de mantequilla, la pimienta, la sal, el tomillo y la ralladura de limón. Mezclar en la picadora.
Colocar los filetes de pollo en la bandeja del horno y poner por encima la mezcla de pan, apretar un poco con las manos. Meter al horno a 180º y arriba y abajo hasta que el pan esté dorado y el pollo hecho.

Buen provecho.





domingo, 7 de abril de 2013

Donuts Horneados

Ya hace tiempo que tenía ganas de hacer donuts caseros pero la idea de freírlos no me apetecía mucho (creo que ya he dicho en alguna ocasión que no me gustan las frituras), así que buscando por Internet encontré una receta de donuts al horno que me pareció bastante sencilla y por las fotos tenía muy buen aspecto (http://chezdashita.blogspot.com.es/2011/10/donuts-de-leche-de-soja-al-horno.html). Para no variar le hice mis modificaciones: a falta de leche de soja, leche semidesnatada; como no tenía levadura fresca, usé un sobre de levadura de panadería seca de la marca Maizena (5,5g) y como no me gusta la comida muy salada (y generalmente casi todas las recetas que encuentro me resultan saladas) le reduje la cantidad de sal, quite un par de ingredientes. Y ya está, mi receta de donuts.

Para recubrirlos hice un glaseado de leche (http://decoraciondemabel.blogspot.com.es/2012/03/donuts-horneados-con-levadura-de.html, dividí las cantidades para los 50g de azúcar glass que tenía en casa y me dió para 3 donuts y los agujeritos) y una cobertura de chocolate con leche, cubrí unos con el primero y otros con el segundo, pero para mi gusto el que mejor quedó fue uno al que le puse las dos, es decir, primero lo glaseé y después lo bañé de chocolate. Delicioso.
El único pero que le veo a esta receta es que son para comer en el día, sino se quedan un poco duros. Así que menos mal que dividí la receta que encontré entre dos porque sino me hubiera encontrado con una docena de donuts.
Ahi vamos con la receta:

DONUTS HORNEADOS

Ingredientes:
  • Para los donuts:
    • 125g de leche semidesnatada
    • 1 sobre de levadura seca de panadería
    • 300g de harina de fuerza
    • 30g de aceite de girasol
    • 20g de azúcar
    • 3g de sal
    • 1 huevo
  • Para el glaseado:
    • 50g de azúcar glass
    • 5g de mantequilla
    • 10g de leche
  • Chocolate de cobertura
Se calienta la leche hasta que esté a temperatura corporal, se le añade la levadura. Mezclar.


Tamizar la harina, añadir la sal y el azúcar mezclar bien. Añadir el aceite, mezclar y añadir la leche y el huevo.


Amasar, formar una bola y dejar reposar tapado con un paño en un lugar cálido durante una hora.

 
Extender con un rodillo y cortar los donuts (yo use un tupper redondo y un cortapastas pequeño para el agujero).

Dejar reposar otra hora, si hace frío meter en el horno entreabierto a 40º.
Meter al horno arriba y abajo y a 180º durante unos 10 minutos o hasta que estén ligeramente dorados.
Hacer el glaseado mezclando el azúcar glass con la mantequilla y la leche hasta que este homogéneo.
Fundir el chocolate.
Sacar los donuts del hormo poner en la rejilla con la bandeja debajo y bañar con el glaseado, el chocolate o ambos. Dejar enfriar.




lunes, 25 de marzo de 2013

Bacalao à Brás

No me gusta el pescado.
Si, sé que suena categórico y que no todos los pescados saben igual y que es imposible que no haya encontrado ninguno que me guste, pero es que suena mejor para una entrada "no me gusta el pescado" que "no me gusta el pescado a excepción de tres".
Pero esta entrada no es sobre ninguno de esos tres, es una receta muy sencilla y que hace que comer pescado no sea un placer pero casi. Lo probé gracias a una amiga, la misma que me dio una receta de salmón (por cierto, no soporto el salmón) que me encanta y os pondré aquí otro día. Fué en un viaje a Puebla de Sanabría en el que nos escapamos un día a Bragança y probé esta receta que os aseguro es buenísima. Ese mismo año fuí de viaje con mi novio por Portugal y fue parte básica de nuestra alimentación.
La cantidad de los ingredientes es al gusto, como yo no soy muy fan del bacalao pongo mucha patata mucha cebolla y poco bacalao, pero ya os digo que a vuestro gusto.

BACALAO À BRÁS

Ingredientes:
  • Bacalao desmigado (yo lo compro ya desalado)
  • Patatas
  • Cebolla
  • Huevos
  • Nata (yo la uso de soja)
  • Sal 
  • Pimienta
  •  Aceite

Pelamos las patatas y las cortamos en tiras finas como para hacer patatas paja. Otra opción es rallarlas (más rápido y más sencillo). Las dejamos un poco en remojo para quitarles el almidón.






Ponemos abundante aceite a calentar mientras cortamos la cebolla en juliana.
Freímos la cebolla con las patatas en tandas y las escurrimos muy bien.


Por otro lado lavamos el bacalao y tenemos dos opciones: escaldarlo unos minutos en un poco de agua y saltearlo (para aquellos a los que no les gusta demasiado su sabor) o saltearlo directamente. Yo esto lo hago en la misma sartén en la que hice las patatas después de quitar todo el aceite.
Añadimos las patatas y mezclamos.


Dejándolo al fuego para que se dore alguna patata y encontrarnos con una textura crujiente al morder batimos los huevos con un buen chorro de nata líquida un poco de sal y pimienta, lo añadimos a las patatas y apartándolo del fuego revolvemos hasta que se mezcle todo bien y se cuaje el huevo.


En la receta original añaden aceitunas pero como a mi novio no le gustan no se las echo. Acompañar con una ensalada de tomate (yo lo aliño con un poco de ajo prensado, sal en escamas, un poco de pimienta, aceite y un vinagre suave). Delicioso.


domingo, 17 de marzo de 2013

Magdalenas Cuatro Cuartos con Chocolate

En cuanto leáis los ingredientes sabréis a que se debe el nombre de este bizcocho.
Es el bizcocho por excelencia de mi madre , pero hecho magdalenas por falta de tiempo. Si no tienes una hora para que el bizcocho quede perfecto, ponlo en moldecitos pequeños y reduce el tiempo a la mitad, pero si tienes tiempo usa un molde de plumcake y 50 minutos al horno. Se le pueden poner nueces o piñones por encima, bañarlo en chocolate o poner dentro de la masa frutas confitadas o pepitas de chocolate. Puedes hacer infinidad de variaciones y tener una receta distinta para cada ocasión.
Con las magdalenas ahorras tiempo y electricidad además así es más fácil de transportar, que aquí hacemos reparto para el desayuno: la mitad me la dejo para mí en casa y la otra mitad se la lleva él para la oficina.

MAGDALENAS CUATRO CUARTOS CON CHOCOLATE (o sin él)

Ingredientes:
  • 250g de mantequilla punto pomada
  • 250g de huevos sin cáscara
  • 250g de harina
  • 250g de azúcar
  • 4 cucharaditas de levadura (1 sobre)
  • sal
  • chocolate de cobertura 


Se separan las claras de las yemas y se montan con una pizca de sal.
Se monta el azúcar con la mantequilla hasta que quede esponjosa y blanquecina (lo ideal es usar las varillas eléctricas, pero si no tenéis: a fortalecer el brazo), se incorporan las yemas una a una.
Mezclar la harina con la levadura y tamizar.
Se van añadiendo a la mezcla de mantequilla una cucharada de harina y una de clara. mezclando con movimientos suaves para evitar que se bajen las claras. Se pone en los moldes, previamente engrasados y enharinados y al horno 20-25 minutos para las magdalenas, 50-60 minutos para el bizcocho o hasta que esté dorado y al pinchar con una aguja esta salga limpia.
Dejar enfriar y desmoldar.
Fundir chocolate (el que más os guste) y bañarlo, para las magdalenas yo lo pongo en un biberón de cocina y es muy cómodo.

Si no tenéis bastante de algo es muy fácil cambiar las cantidades, realmente solo hay que calcular la cantidad de levadura.